Cabrestantes: eje primordial del equipamiento náutico

Cabrestantes: eje primordial del equipamiento náutico

Si te gusta navegar, conoce un poco más sobre este dispositivo.


Era una pieza vital en los barcos de vela pero ¿sabes que función tenían?

Desde la antigüedad  se han utilizado estos dispositivos para la navegación. Los primeros cabrestantes eran de madera y tenían un trinquete básico con el que se sujetaba la fuerza que aplicaban los marineros, que nivelaban la cuerda alrededor del cabrestante insertando barras metálicas por la parte superior para moverlo en el sentido de las agujas del reloj.

Cuando llegó la Revolución Industrial (hacia 1750-1850), los cabrestantes tenían que soportar más fuerza y empezaron a hacerse completamente de hierro, con engranajes forjados en la parte superior diseñados para levantar anclas y otros objetos pesados al girar en sentido contrario a las agujas del reloj.

cabrestante-1

Los cabrestantes tienen un eje vertical y una polea de acción mecánica. En los barcos de vela clásicos se usan para tensar las cuerdas que sujetan las velas.

Actualmente aún se usan estas piezas, las cuales pueden ser impulsadas manualmente o también suelen llevar un motor o un sistema hidráulico. Consiste en un rodillo giratorio alrededor del cual se enrolla un cable o una maroma, provocando el movimiento de la carga sujeta al otro lado del mismo.

También está el llamado “huso”, el cual es un tipo de cabrestante náutico que llevan algunos barcos pequeños y que aún se mueve manualmente. El funcionamiento del cabrestante es muy similar al de un torno, aunque este último está sobre un eje horizontal.



Cabrestantes: eje primordial del equipamiento náutico
  • Actualmente 2 de 5 Estrellas.
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
Rating: 2/5 (1 valoraciones)

Gracias por tu valoración!

Ya has valorado esta página, sólo la puedes valorar una vez!

Tu valoración ha cambiado, gracias por contribuir!

Conecta o crea una cuenta de usuario para valorar esta página.