Jun 14 2021

El fantasma de la niña del ascensor en el Hospital Eugenio Espejo

María Luisa Rosales Fuenmayor
En la ciudad de Quito, capital del Ecuador, si vas al Hospital Eugenio Espejo, lo más probable es que te consigas a una niña en el ascensor. ¿Te aventuras a la experiencia, o prefieres subir o bajar por las escaleras?

Es un hospital que data de los años 30 del siglo pasado, fundado por la Junta Central de Asistencia Pública en el centro de la ciudad de Quito, dándole el nombre de Eugenio Espejo en honor al médico, abogado, escritor y prócer de la independencia de ese país.

Muchos años han pasado desde su fundación. Por sus pasillos han transitado médicos, enfermeras, trabajadores, pacientes y por supuesto, muchas personas han fallecido en sus instalaciones. Quizá sea por ello que en ese recinto sucedan fenómenos paranormales así como las energías de tantas almas que no han podido descansar en paz y sus espíritus deambulan por el lugar, para el asombro de empleados y visitantes.

Varias personas han sido testigo de las apariciones que suceden en el Hospital, pero la que más ha llamado la atención es la del  fantasma de una niña. Sus apariciones son constantes y es llamada “la niña del ascensor”. El espíritu ronda por los pasillos, pero donde más se le ve  es en el ascensor. Cuando alguien entra en él, puede verse a una niña que te pregunta ¿Dónde está tal número de piso? Puede ser el dos, el tres. Cuando respondes la niña desaparece ante tus ojos.

Se comenta que la niña desea subir a los pisos por el ascensor y pregunta siempre lo mismo; además se ha dicho que murió en forma trágica. Los trabajadores también dicen que  no solo la han visto en los pasillos o en el ascensor, sino que aparece en los rincones más desolados del hospital, donde de forma desesperada busca a alguien que le diga dónde están sus padres.

¿Podrá el espíritu de esta niña algún día descansar en paz?